10.3.1 Orestes López.

445 0
default copy

Orestes López nació en La Habana en el año 1908. Su padre era músico, tocaba el contrabajo y el trombón. Fue integrante de la Orquesta Sinfónica. Su madre tocaba el piano y la guitarra. Esto evidencia que desde pequeño, la música siempre estuvo presente en su hogar.

Comenzó sus estudios de música con ocho años de edad, cuando sus padres empezaron a enseñarle este maravilloso arte. Tiempo después su padre lo matriculó en el conservatorio Casino Música. Allí estudió piano bajo la tutela del maestro Fernando Carnicer. Su padre le enseñó a tocar el contrabajo, pasado algún tiempo también aprendió a tocar el violoncello. Además de conocer la flauta de cinco llaves y un poco de violín.

Orestes López debutó como músico cuando contaba con 16 años, en la Orquesta Filarmónica. Su padre tocaba en esos momentos en dicha orquesta, y con el consentimiento de Pedro Sanjuán, músico de procedencia hispana y director de la misma, lo llevó a practicar. No tardó en integrarse a esta debido a su calidad como músico, en ella permaneció bastante tiempo.

Posteriormente se dedicó a tocar el género bailable integrando distintas orquestas cubanas. En unas tocaba el piano y en otras tocaba el bajo. Formó parte por más de veinte años de la orquesta de Arcaño y sus Maravillas, en dicha orquesta ejecutó indistintamente el bajo, el cello y el piano.

Orestes López fue un gran músico, contrabajista, pianista y compositor. Tuvo bajo su dirección tres orquestas llamadas: López Barroso, la Orquesta de Orestes López y la Orquesta Unión. En las tres tocaba el piano.

De todos los danzones que compuso el más popular es el Danzón con Mambo. El Danzón –Mambo fue compuesto en 1937, pero salió a la luz en el año 1938. Estrenado en la conocida emisora Mil Diez, por la orquesta de Arcaño y sus Maravillas, siendo todo un éxito. A este le adicionó una variante sonera a la parte final del Danzón; dando inicio a un nuevo estilo del Danzón, así como muchos otros que fueron ejecutados por la misma orquesta.

Otros danzones de la autoría de López son: Camina Juan Pescao, El truco de Regatillo, El que más goza, Los Jóvenes de la defensa, El moro eléctrico, entre otros.

En el Danzón de nuevo ritmo se incluía, en el tercer Danzón o Montuno, el ritmo sincopado, utilizado por los treseros orientales que tocaban sones. También estaba presente un cambio de planos instrumentales, empleando la tumbadora para determinados acentos rítmicos. A este nuevo montuno del Danzón, que en su tema principal adquiría un carácter especial sincopado, se le dio el nombre genérico de Mambo.

Posteriormente, el bajo sincopado del mencionado Danzón dio origen por una parte al género bailable cubano llamado Mambo, popularizado por Dámaso Pérez Prado, y por otra al Chachachá, creado por Enrique Jorrín.

Orestes López, según todos los indicios, aparece como el creador del género de la música cubana conocido como Mambo.